enero 13, 2017

Una ruta en coche de alquiler por la historia de Menorca

¿Buscas algo más que turismo de ocio y descanso en tus viajes? ¿Eres de los que siempre quieren saber más sobre los destinos que visitas? Si tienes planeada una escapada a Menorca próximamente, hoy te traemos una ruta en coche de alquiler para descubrir la historia de la isla. Conoce los vestigios de Menorca que te harán comprender ese aroma especial que se respira en sus pueblos. ¿Empezamos?

Una ruta en coche para conocer la historia de Menorca

Alquilar un coche en Menorca es la mejor opción para moverte por la isla con total libertad y disfrutar plenamente de todos sus rincones. Empezaremos nuestra ruta en Ciutadella, antigua capital de Menorca y una de las ciudades más antiguas de la isla. Su casco histórico es digno de admirar y de perderse entre sus angostas calles, con resquicios árabes y romanos.

Ciutadella de Menorca

Pero… ¡vayamos mucho atrás en el tiempo! La excelente situación geográfica de Menorca ha despertado el interés de los distintos pueblos del Mediterráneo desde la Prehistoria. Si quieres comprobarlo, los monumentos megalíticos son una buena alternativa. Muy cerca de tu punto de partida tienes la Naveta des Tudons, la construcción funeraria más emblemática de la cultura talayótica y que solo podrás ver en la isla.

Naveta dels Tudons ruta en coche menorca

Si te gusta esta época, a pocos minutos tienes el poblado talayótico de Son Catlar, con una muralla impresionante. Y, subiendo al norte de la isla, la Necrópolis de Cala Morell es un espectacular conjunto de 17 cuevas ancladas en la roca, en un entorno paradisíaco que merece la pena visitar.

Necropolis cala morell menorca

Tras el paso de los romanos por la isla, de la dominación islámica apenas quedan restos en Menorca, más allá del Castillo de Santa Águeda, en Ferreries, en mal estado. Del gótico y el renacimiento sí podrás encontrar muchos ejemplos en los cascos antiguos de Ciutadella y Mahón.

Ya en una etapa mucho más reciente, los británicos ocuparon Menorca durante el siglo XVIII, dejando una herencia de gran calado. Mahón tomó la capitalidad de la isla y la costa se llenó de fortalezas defensivas. En tu ruta en coche de alquiler por la historia de Menorca, no puede faltar una visita al Fuerte Marlborough; una fortaleza excavada en la roca que sirve de bienvenida al Puerto de Mahón. A su lado, el Castillo de San Felipe también pide a gritos un paseo por su patio de armas.

fuerte Marlborough historia menorca

Puedes comprobar cómo, con solo un coche de alquiler y ganas de conocer, recorrerás la isla para descubrir la historia de Menorca en pocos días. ¿Te animas con un viaje de miles de años?